sábado, 20 de septiembre de 2014

Septiembre 20: Las tropas francesas logran frenar la invasión extranjera aliada durante la Guerra contra la Primera Coalición en 1792.



Carlos Guillermo Fernando, rey de Prusia y conde de Brunswick-Wolfenbüttel


Las monarquías europeas se opusieron sistemáticamente a la Revolución Francesa. Además, el gobierno del Reino Unido de la Gran Bretaña no aceptó la ejecución de Luis XVI; expulsó al embajador francés, y todo eso alarmó a la mayoría de los monarcas europeos


La Batalla de Valmy pintada por Horacio Vernet.

Surge así la Primera Coalición compuesta, en la práctica, por Gran Bretaña, Austria y Prusia, contra la Revolución Francesa.




Mapa de la ubicación de Valmy, en Francia



Las tropas Prusianas dirigidas por el rey Federico-Guillermo II de Prusia y el Duque de Brünswick, se citan con las tropas Francesas en la llanura de Valmy.



Las fuerzas aliadas de la Primera Coalición contra la Revolución Francesa atacaros desde diferentes frentes





El 20 de septiembre de 1792, se encontraron los ejércitos unidos de Austria y Prusia contra una multitud de muchachitos franceses mal vestidos y con armas inferiores a enfrentarse a los ejércitos aristocráticos de Austria y Prusia: Elegantemente uniformados, acompañados de la mejor armada infantería de Europa y del mundo.




La Batalla de Valmy, 20 de septiembre de 1792.



Parece que sí hubo unas escaramuzas por el arrojo de los jóvenes franceses. Pero en la medida en que sin haber batalla oficial, 47,000 muchachos franceses atacan a 35,000 soldados de las fuerzas aliadas de Austria y Prusia, los franceses tenían más de 300 muertos contra 184 aliados contados.


Estatua de Brünswick en Braunschweig, esculpida por Ernst Julius Hähnel



Aquello iba a ser una masacre histórica en contra de Francia. No obstante, cuando comenzó el ataque, inmediatamente, los generales franceses Kellerman y Domouriez  enviaron emisarios a toda velocidad a París cantando victoria. 



La "Batalla de Valmy"; el "Enigma de Valmy"; el "Misterio de Valmy"



La más grande e importante batalla de la Revolución Francesa fue ganada por valientes generales que frenaron la invasión extranjera!


Obelisco con la estatua del general Kellerman en Valmy, ¡héroe francés!.    



Los franceses se anticiparon a la victoria de la Revolución Francesa. Aquella noticia produjo júbilo y los franceses se embucharon de orgullo revolucionario.

Comentarios extraoficiales dicen que el prusiano Duque de Brunswick, quien comandaba los ejércitos unidos contra Francia, le dio tanto pesar de ver a esos muchachos franceses y harapientos cantando lo que es hoy la Marsellesa, que no quiso masacrarlos y resolvió ordenar la retirada.

Este histórico acontecimiento es también conocido como “El Enigma de Valmy” o también como “El Fantasma de Valmy”. 

La veracidad de la anécdota de esa guerra es cuestionable, pero lo contrario también. La invasión extranjera ya había capturado a Longwy y Verdun. El vencedor es el que cuenta la historia…