domingo, 13 de abril de 2014

Abril 13: Constantinopla cae en poder de la Cuarta Cruzada poniendo fin temporal al Imperio Bizantino, en 1204.




La Cuarta Cruzada se llevó a cabo entre los años 1202 y 1204 cuyas intenciones originales eran conquistar a Jerusalén, Tierra Santa, que estaba dominada por los musulmanes. La invasión se planificó hacerla a través de Egipto. Sin embargo cambios sobre la marcha condujeron a los Templarios a atacar Constantinopla y su riqueza ortodoxa del Imperio Bizantino.

Los buques de los Templarios del Cuarta Cruzada llegan a Constantinopla

Esta invasión es considerada como el acto final de la separación entre las iglesias cristianas o el Gran Cismo entre la Iglesia Católica Romana y la Iglesia Ortodoxa de Oriente con capital en Constantinopla.


La conquista de Constantinopla por los Cruzados en 1204 

Los cruzados establecieron un imperio de corta duración con el nombre de Imperio Latino, entre 1204 y 1206. Entre las ciudades que lograron resistir a los cruzados y que volvieron al recate fueron: Nicea, Trebizond y Epirus que lograron expulsar a los cruzados y recuperar a Constantinopla como capital del Imperio Bizantino.


Mapa del Imperio  Latino arrebatado temporalmente al Imperio Bizantino por dos años.